Integracion del Paisaje en

Patrimonio Histórico

La Ley 16/1985, de 25 de junio, de Patrimonio Histórico Español hace remisión a la protección del paisaje, no tal cual, sino como expresión del valor o interés artístico, histórico, paleontológico, arqueológico, etnográfico, científico o técnico, así en su art. 1 establece:

1. Son objeto de la presente Ley la protección, acrecentamiento y transmisión a las generaciones futuras del Patrimonio Histórico Español.

2. Integran el Patrimonio Histórico Español los inmuebles y objetos muebles de interés artístico, histórico, paleontológico, arqueológico, etnográfico, científico o técnico. También forman parte del mismo el patrimonio documental y bibliográfico, los yacimientos y zonas arqueológicas, así como los sitios naturales, jardines y parques, que tengan valor artístico, histórico o antropológico.

3. Los bienes más relevantes del Patrimonio Histórico Español deberán ser inventariados o declarados de interés cultural en los términos previstos en esta Ley.

Por este motivo, cuando en particular la Ley se refiere a objeto de protección, clasifica los bienes inmuebles integrados en el Patrimonio Histórico Español en (art. 14.2): Monumentos, Jardines, Conjuntos y Sitios Históricos, así como Zonas Arqueológicas, todos ellos como Bienes de Interés Cultural.

A) Monumentos: aquellos bienes inmuebles que constituyen realizaciones arquitectónicas o de ingeniería, u obras de escultura colosal siempre que tengan interés histórico, artístico, científico o social.

B) Jardín Histórico: es el espacio delimitado, producto de la ordenación por el hombre de elementos naturales, a veces complementando con estructuras de fábrica, y estimado de interés en función de su origen o pasado histórico o de sus valores estéticos, sensoriales o botánicos.

C) Conjunto Histórico: es la agrupación de bienes inmuebles que forman una unidad de asentamiento, continua o dispersa, condicionada por una estructura física representativa de la evolución de una comunidad humana por ser testimonio de su cultura o constituir un valor de uso y disfrute para la colectividad. Asimismo es Conjunto Histórico cualquier núcleo individualizado de inmuebles comprendidos en una unidad superior de población que reúna esas mismas características y pueda ser claramente delimitado.

D) Sitio Histórico: es el lugar o paraje natural vinculado a acontecimientos o recuerdos del pasado, a tradiciones populares, creaciones culturales o de la naturaleza y a obras del hombre que posean valor histórico, etnológico, paleontológico o antropológico.

E) Zona Arqueológica: es el lugar o paraje natural donde existen bienes muebles o inmuebles susceptibles de ser estudiados con metodología arqueológica, hayan sido o no extraídos y tanto si se encuentran en la superficie, en el subsuelo o bajo las aguas territoriales españolas.

La declaración de tales bienes como constitutivos del patrimonio histórico español genera la obligación municipal de redactar un Plan Especial del área afectada por la declaración, remitiéndose la protección a la legislación urbanística al permitirse como válido cualesquiera otros instrumentos de planeamiento de los previstos en la legislación urbanística que cumplan las exigencias de la propia Ley de Patrimonio.

En cuanto a la legislación andaluza, la Ley 14/2007, de 26 de noviembre, del Patrimonio Histórico de Andalucía establece que en el territorio andaluz existe un sistema patrimonial integrado, en el que coexisten bienes de distinta naturaleza y cronología, unidos indisolublemente a los valores paisajísticos y ambientales existentes.

Las novedades introducidas por esta Ley (más novedosa) con respecto la estatal en materia de paisajismo son importantes, entre ellas destacamos la ampliación de la clasificación de los bienes inmuebles integrados en el Patrimonio Histórico (dentro de la cual se incluye el Patrimonio Industrial, lugares de interés industrial), reconocimiento explícito de la contaminación visual y de la servidumbre arqueológica. La clasificación y ámbito de los Bienes de Interés Cultural se amplía con respecto la estatal introduciendo nuevos bienes inmuebles a proteger, estos son:

F) Lugares de Interés Etnológico: aquellos parajes, espacios, construcciones o instalaciones vinculados a formas de vida, cultura, actividades y modos de producción propios del pueblo andaluz, que merezcan ser preservados por su relevante valor etnológico.

G) Lugares de Interés Industrial: aquellos parajes, espacios, construcciones o instalaciones vinculados a modos de extracción, producción, comercialización, transporte o equipamiento que merezcan ser preservados por su relevante valor industrial, técnico o científico.

H) Zonas Patrimoniales: aquellos territorios o espacios que constituyen un conjunto patrimonial, diverso y complementario, integrado por bienes diacrónicos representativos de la evolución humana, que poseen un valor de uso y disfrute para la colectividad y, en su caso, valores paisajísticos y ambientales.

Esta Ley introduce la figura de contaminación visual o perceptiva, la cual está definida por el art. 19.1:

Se entiende por contaminación visual o perceptiva, a los efectos de esta Ley, aquella intervención, uso o acción en el bien o su entorno de protección que degrade los valores de un bien inmueble integrante del Patrimonio Histórico y toda interferencia que impida o distorsione su contemplación.

Se entiende la contaminación visual como una medida de protección del paisaje, además la Ley incluye medidas a tomar por los municipios para evitar ese daño. Por primera vez se toman medidas en defensa del paisaje. Las medidas a tomar se establecen en el art. 19.2:

Los municipios en los que se encuentren bienes inscritos en el Catálogo General del Patrimonio Histórico de Andalucía deberán recoger en el planeamiento urbanístico o en las ordenanzas municipales de edificación y urbanización medidas que eviten su contaminación visual o perceptiva. Tales medidas comprenderán, al menos, el control de los siguientes elementos:

a) Las construcciones o instalaciones de carácter permanente o temporal que por su altura, volumetría o distancia puedan perturbar su percepción.

b) Las instalaciones necesarias para los suministros, generación y consumo energéticos.

c) Las instalaciones necesarias para telecomunicaciones.

d) La colocación de rótulos, señales y publicidad exterior.

e) La colocación de mobiliario urbano.

f) La ubicación de elementos destinados a la recogida de residuos urbanos.

Además las personas o entidades titulares de instalaciones o elementos a los que se refiere este artículo estarán obligadas a retirarlos en el plazo de seis meses cuando se extinga su uso (art. 19.3).

En la Ley del Patrimonio Histórico de Andalucía también establece como novedad la figura de la zona de servidumbre arqueológica, la cual define como aquellos espacios claramente determinados en que se presuma fundadamente la existencia de restos arqueológicos de interés y se considere necesario adoptar medidas precautorias.

PROPUESTAS DE MEJORA

- Preservar la calidad paisajística de los entornos de los bienes inmuebles del patrimonio histórico

- Identificar, proteger y valorizar los paisajes de interés cultural

- Adoptar criterios paisajísticos en los Parques asociados a recursos culturales previstos por los POTS (por ejemplo: POTAUS, Plan de Ordenación del Territorio de la aglomeración urbana de Sevilla)